ESTÉTICA SIN CIRUGÍA zonoterapia

La Ozonoterapia es la técnica que utiliza el ozono como agente terapéutico en un gran número de patologías. Es una terapia netamente natural, con pocas contraindicaciones y efectos secundarios mínimos, siempre que se realice correctamente.

En los estudios realizados, en diferentes grupos de control de modelos experimentales humanos se han obtenido unos resultados satisfactorios con una media de recuperación superior al 75% de los enfermos, siendo de gran interés el poder considerar a la Ozonoterapia como un tratamiento de Medicina natural efectivo y coadyuvante a los diferentes tratamientos de Medicina convencional.

La primera constancia bibliográfica del uso del ozono en Medicina, data entre 1915 y 1918, durante la Primera Guerra Mundial, cuando el Doctor R. Wolff empezó en Alemania a hacer curas de Ozonoterapia en heridas de guerra.

En 1935, el científico e investigador E. Payr aportó sus estudios sobre los efectos cicatrizantes del ozono en el congreso de la Sociedad de Cirugía de Berlín.

Posteriormente el Doctor Aubourg, en 1943, propuso la rectoclisis (la insuflación de ozono vía rectal) para el tratamiento de patologías intestinales e infecciones vesicales. También fue el descubridor del aumento del potencial oxidativo de la sangre, esto hace referencia a que se produce un aumento de la capacidad de la hemoglobina para el transporte del oxígeno, la sangre estará más oxigenada y cederá más oxígeno a los tejidos.

En 1950, Haüsler inventó un generador con dosificador de ozono para uso médico. Esto fue decisivo en la Terapéutica, pues es necesario aplicar una dosis adecuada de ozono para evitar la peroxidación excesiva que pudiese ocasionar daño en las membranas plasmáticas de las células expuestas al tratamiento. Baño de ozono

El ozono puede considerarse como droga activa y como tal debe ser producido y usado de la misma manera que la insulina o la penicilina. Sin embargo por el hecho de tener una corta o mediana vida, el ozono no puede ser embotellado o almacenado.

FUENTE: medicinaantiaging.com

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.